• nubes rotas
    21° 26 de Septiembre de 2018
nucleamiento-empresarial-norba-minjpg

Comerciantes del noroeste bonaerense reclaman contra la venta ilegal

El Nucleamiento Empresarial del Noroeste Bonaerense reclamó contra la venta ilegal de diferentes productos en las distintas localidades de la región, que según advirtió, creció en casas particulares, bajo la modalidad de “showrooms” y “ventas de garaje”, así como también a través de las redes sociales.

Mediante varias notas presentadas en las distintas dependencias de AFIP, ARBA y en las municipalidades, desde el Nucleamiento empresarial advirtieron que “es cada vez mayor el número de personas que comercializan productos desde sus casas, transformando livings, garajes o habitaciones en verdaderos salones de venta”.

“Como representante de comerciantes honestos y, teniendo en cuenta los esfuerzos que nos supone en estos momentos de recesión económica, tener todo en condiciones en lo que respecta a la situación fiscal y tributaria, hace tiempo observamos el notorio avance del comercio ilegal de todo tipo de productos, como perfumes, indumentaria, zapatillas, peluquería, alojamientos, etc comercializable a través de internet, correos electrónicos y redes sociales como Facebook, Instagram”, señalaron los comerciantes mediante un comunicado.

Asimismo, señalaron que en muchos casos, las ventas se producen “sin las inscripciones correspondientes en públicos nacionales, provinciales y municipales como AFIP, ARBA, Municipalidad”.

Asimismo, consideraron que “merece párrafo aparte quienes de la misma forma comercializan artículos comestibles elaborados, como pizzas, empanadas, panificados, pastas frescas y cocidas, alimentos en general, que no sólo actúan en la economía paralela, sin ningún tipo de inscripciones sino también sin control bromatológico alguno, lo que constituye un real peligro para la salud de los habitantes de la ciudad”.

Por último, señalaron: “Agrava aún más la situación descripta las acciones de venta ilegal en conjunto, de comerciantes foráneos que alquilan en algunas ciudades los fines de semana salones de eventos para transformarlos en verdaderas saladas”.