El individuo estaba totalmente borracho. Curiosamente, no era la primera vez que robaba un vehículo pesado.

El extraño incidente ocurrió en Apatity una ciudad situada en el gélido norte de Rusia.

Según informa la agencia local RT, un hombre de 29 años robó un tanque que encontró estacionado en el predio de una autoescuela de la Sociedad Voluntaria de Ayuda al Ejército, Fuerza Aérea y Marina (DOSAAF, por sus siglas en ruso). Una vez a bordo, condujo hasta una tienda de licores y lo metió en reversa por la vidriera.

El desmesurado ladrón fue capturado poco después, mientras disfrutaba de una botella de vino que había sustraído del comercio.

En sus declaraciones a la policía, el ladrón dijo que no tenía intención de destruir el local, y que simplemente confundió los pedales del vehículo.

Posteriormente, se comprobó que el sujeto ya había cometido un robo similar en enero del año pasado, cuando se llevó camión Kamaz de una sucursal local de la Academia Rusa de Ciencias.

Fuente: Montevideo

Seguir leyendo PRIMERA PLANA ►