PACK

Ambos casos generaron preocupación entre los vecinos de la zona de 20 y 60. El último viernes, una profesora fue picada mientras ordenaba ropa y debió recibir atención hospitalaria durante dos días. Una semana antes, un felino falleció víctima del veneno del artrópodo.

Dos casos que salieron a la luz los últimos días, en los que un gato y una mujer sufrieron intoxicaciones por picaduras de arañas, pusieron en alerta a la comunidad de La Plata.

“Estaba manipulando ropa y sentí un pinchazo. Se me empezó a hinchar el dedo y me quedé sin respiración”, contó Magalí Lozano sobre el episodio que vivió el viernes al mediodía en su casa de 26 y 57.

A pocas cuadras del lugar, apenas cinco días antes, un gato de tres años fallecía producto del destrozo de sus pulmones y su riñón, provocado por las toxinas que el artrópodo había liberado por medio de una picadura.

“Lo primero que hice fue ir al hospital para que me dieran los primeros auxilios”, relató Magalí en diálogo con la prensa. “Como vi que tenía el dedo tan morado sospeché que podía ser una picadura de araña, ya que estoy cerca de la zona de lo que pasó con el gato”, explicó.

“La gente no toma conciencia de lo peligroso que es”, manifestó la profesora de biología, quien decidió irse del Hospital Italiano en donde, asegura, “no le daban importancia”, al Hospital Español, cuyos profesionales determinaron que tenía sangre en orina y un cuadro febril, y la mantuvieron internada durante dos días.

 

“Si es atendido a tiempo, no es grave”

El biólogo especialista en arácnidos, integrante del Centro de Estudios Parasitológicos y de Vectores del Conicet, Sergio Rodríguez Gil, sugirió que ante la sospecha de una picadura de araña se acuda a un médico.

“Todas las arañas son venenosas porque son cazadoras y usan el veneno para atrapar a su presa”, explicó el especialista, y aseguró que “si es atendido a tiempo, no es grave”. Caso contrario, “puede producir la muerte”, advirtió.

Si bien se desconoce cuál es la especie que picó a Magalí, el investigador presentó las características de la araña “violinista” o “de los cuadros” (Loxosceles laeta), responsable de la muerte del felino, y aseguró que “no suele convivir con nosotros”, sino que “vive en lugares más bien secos, con mucha tierra”.

Para orientar a los pacientes que sospechan haber sufrido una picadura de esta naturaleza, se encuentra a disposición la línea 0800 222 9911, de atención las 24 horas, perteneciente al Centro Provincial de Referencia en Toxicología.

Fuente: Infocielo

Seguir leyendo PRIMERA PLANA ►
error: ¡Agradecemos compartir la noticia!