• cielo claro
    27° 4 de Abril de 2020
ayuda-rojas-minjpg

Una nena de 10 años denunció al carnicero por abuso y solo le dictaron una prohibición de acercamiento

Lo llamativo del caso también es que la menor vive a una cuadra del comercio donde ocurrió el hecho y la Justicia dispuso una medida restrictiva de 150 metros

La comunidad de la vecina localidad de Rojas está conmocionada por una decisión judicial que dictó una prohibición de acercamiento de un sujeto de unos 60 años respecto de una niña de 10, que lo denunció por un abuso sexual.                                                             

La juez subrogante del Juzgado de Paz Letrado de Rojas del Departamento Judicial Junín, Pilar Belén Ibarra resolvió decretar como medida cautelar precautoria el impedimento para que el acusado, un carnicero de un supermercado chino situado a una cuadra de la vivienda de la víctima, tenga acceso a la casa de la niña y además le impuso un radio de exclusión de 150 metros a la redonda.  La cuestión es que la distancia entre la casa de la niña -situada en calle Frías al 100- y el comercio donde se produjo el abuso sexual denunciado es menor a los 150 metros determinados por la magistrada Ibarra, razón por la cual sí el imputado continua cumpliendo su tarea laboral, la medida judicial nunca se cumplirá.                                              

El hecho tuvo lugar el domingo pasado, en horas del mediodía, cuando le niña estaba realizando compras en el supermercado, como lo hace habitualmente y de repente fue sorprendida por el acusado, quien además de besarla en la boca contra su voluntad reiteradas veces, la tomó de sus brazos.                                                                                         

La menor, que es hija de un agente del Servicio Penitenciario Bonaerense, llegó a su casa angustiada y le expresó inmediatamente a su mamá que el carnicero la había abrazado fuerte, le había besado tres veces en su boca y qué hasta le preguntó si le había gustado lo que le había hecho. A los pocos minutos, la madre radicó la denuncia en la Comisaría de la Mujer y la Familia de Rojas, donde la niña agregó que no era la primera vez que el empleado del supermercado la había abrazo fuerte sin su consentimiento.

Si todavía no recibís las notificaciones de PRIMERA PLANA, mandanos un Whatsapp al 2477.506005 con la palabra ALTA y pasarás a formar parte de nuestra base de datos. ¿Más fácil? Hacé click en el siguiente enlace http://bit.ly/2tCrZxJ.