• cielo claro
    21° 2 de Marzo de 2021
la-cocina-de-la-politica-minjpg

Mandó fotos de sus vacaciones cuándo se discutía "con todo" el tema Píparo y el aumento de las cifras por COVID-19

Whatsapp es hace bastante el servicio de mensajería gratuito más popular y se presta para todo: desde cadenas, videos graciosos, memes y fotos eróticas a conversaciones serias con grupos del trabajo, de madres o de familia. Un problema frecuente es cuando se confunde el chat, y se envía un mensaje indeseado al destinatario o los destinatarios incorrectos. Eso fue lo que le pasó a la diputada pergaminense, Susana Lázzari, que quiso enviar varias fotos de sus vacaciones en Miami y la compartió con el grupo del bloque de legisladores bonaerenses de Juntos por el Cambio.

A los 30 segundos, se dio cuenta de su error y las eliminó, pero muchos no dejaron de exponer su enojo, otros su bronca y hasta alguno su indignación. La cuestión neurálgica fue que las fotos aparecieron en el chat en medio de una sacudida e intensa discusión por el tema Carolina Píparo -a punto de pedir licencia-, cuyo marido Juan Ignacio Buzali, quedó detenido por atropellar a dos jóvenes motociclistas al creer que eran los delincuentes que acababan de robarle a su mujer durante la madrugada del 1º de enero, en La Plata.

Y al mismo tiempo se estaba abordando la delicada situación epidemiológica en la Provincia de Buenos Aires por el aumento de casos por coronavirus, con la versión que el Gobierno Nacional preparaba una serie de restricciones, que finalmente Axel Kicillof ordenó ayer al mediodía. Desde hace un tiempo, Whatsapp permite eliminar los mensajes enviados en los grupos, justamente para enmendar este tipo de descuidos. Los receptores no podrán ver el mensaje una vez que es eliminado, y en su lugar aparece el texto “este mensaje fue eliminado”. No obstante, varios de sus colegas, enfadados por el preciso momento en que “entraron” al chat del grupo las fotos de las felices vacaciones de la diputada Lázzari, hicieron captura de pantalla para dejar certificado el acto. Inclusive, algún legislador demasiado furioso se encargó de repartir las imágenes y le llegaron a distintos periodistas, como Ezequiel Spillman, del diario Perfil y América 24, quien se encargó de reflejar la particular situación en su cuenta de Twitter @ezequielmauro.

El ministro de Obras Públicas de Nación, Gabriel Katopodis, se encuentra recorriendo distintas obras en los distritos de la Provincia de Buenos Aires. En ese marco, mañana podría visitar Pergamino, para evaluar el avance de la Autopista Pilar-Pergamino y tal vez ofrecer algún anuncio formal sobre la finalización de los trabajos. La confirmación será a primera hora de mañana y de efectivizarse será en la zona de la localidad de Fontezuela. Lo que no se sabe es sí está vez estará Javier “Tachuela” Martínez, quien se la pasa tirándole flores al ministro o “Kato” solo estará con los representantes del Frente de Todos. “Tachu” está atento al teléfono, donde tiene especialmente agendado al diputado Lisandro Bormioli.  

 

“Tachuleando” en pleno enero

Sin Coninagro, ruralistas pertenecientes a distintas asociaciones se autoconvocaron para manifestar su disconformidad con las medidas del Gobierno Nacional en la intersección de las Ruta Nacional Nº 188 y Provincial Nº 32, el jueves a la tarde.

El acto comenzó con la entonación del Himno Nacional y, posteriormente, se escucharon a varios oradores: Todos reclamaron por la prohibición del derecho a comercializar maíz. Quién se salía de la vaina para estar era “Tachuela” Martínez y hasta dicen que le había colocado Blem a sus zapatitos color suela para que la tierra no le apague el brillo. Pero algún amigo le sugirió que no aparezca porque el número de asistentes era relativamente bajo para las expectativas de los organizadores -hablan de alrededor de 250 personas-. Entonces fue así que le pidió a alguien que le redacté una comunicado, el cual se leyó en la convocatoria. “Desde nuestro sector político, al cual represento en el Partido de Pergamino, apoyamos el reclamo genuino de los productores que tiene como único objetivo producir más y mejor”, dijeron en nombre de “Tachuela”.

 

Se viene ParTE

Se acerca el comienzo del año electoral y ya se sienten los por ahora subterráneos pero constantes movimientos dentro del Frente de Todos. El presidente Alberto Fernández siempre se mostró reacio a construir un movimiento político propio, nunca quiso crear el “albertismo”.

El Partido del Trabajo y la Equidad (ParTE), que en su momento encabezó el actual presidente para participar en distintos turnos electorales, este año logró extenderse a todo el país. La presentación en la calle se hizo el Día del Militante peronista, el 17 de octubre. Allí, el presidente de este partido, el legislador porteño Claudio Ferreño, participó de la caravana de apoyo al presidente que se dirigió al Obelisco y al Congreso. Antes de fin de año, Ferreño se reunió con dirigentes del Movimiento Evita para construir puentes con miras a las elecciones del año que viene. A la Legislatura Porteña fueron Fernando “Chino” Navarro, Emilio Pérsico Jonathan Thea y el espacio gana en dimensión.  

En la ciudad de Buenos Aires ya cuenta con más de 6000 afiliados para intentar ser un espacio más dentro del Frente de Todos. Y además de reunir referentes en distintas partes del país, avanza a paso agigantados la consolidación en la Provincia de Buenos Aires, donde por ejemplo en Tigre, la construcción política está a cargo de la hija del intendente Julio Zamora, Gabriela Zamora. También se intensifican los diálogos con los dirigentes más “albertistas” como Juan Zabaleta, intendente de Hurlingham y su par de San Martín Fernando Moreira, ambos afiliados al PJ.

En Pergamino, trabaja un nutrido grupo de jóvenes dirigentes, guiados por otros de experiencia y fuertes vínculos con el presidente de la Nación. El crecimiento de ParTE en la ciudad sigue conquistando terreno y sobre el primer trimestre del año, según se especula, podría ser una de las líneas más importantes del Frente de Todos en Pergamino.   

 

Inseguridad al palo        

No solo es la falta de agua y la baja presión que no se termina de normalizar en diferentes barrios de Pergamino. Tampoco la demora en el inicio de las obras en el Puente de Colón-Illia y la falta de respuestas a los vecinos y comerciantes del sector. Esos son temas que “Tachuela” busca esquivar como el uruguayo Julio César Giménez a los rivales con la camiseta rojinegra de Risoja, en las noches de Provincial. Es la misma estrategia que utiliza para no hacerse responsable de los controles de las fiestas clandestinas, que se enteran hasta en Misiones, por ejemplo. Pero ahora es la ola de inseguridad y hechos violentos en distintas zonas de la ciudad que no tienen día, ni hora. Algo tiene que hacer “Tachu”. El intendente municipal se tendrá que poner al frente de algo, alguna vez y no es precisamente a las cámaras para decir cosas lindas por las redes sociales o para culpar a Alberto Fernández, Kicillof o al árbitro que no le cobró un penal en favor a Douglas Haig.

Si todavía no recibís las noticias de PRIMERA PLANA en tu celular, hacé click en el siguiente enlace https://bit.ly/3ndYMzJ y pasarás a formar parte de nuestra base de datos para estar informado con todo lo que pasa en la ciudad y la región.