• cielo claro
    25° 22 de Enero de 2020
img_05122019_233836_-820_x_400_pixel-minjpg

Polémica por el "Butthole sunning", un viral que puede perjudicar la salud

Una mujer en sus redes sociales afirma que este extraño ritual de exponer el perineo al sol la favorece para dormir y aumenta su energía. Consultamos con algunos médicos que no opinan lo mismo y advierten en contra de esa actividad.

Meagan Whitson, conocida en redes sociales como “Metaphysical Meagan”, se volvió viralhace unos meses por un par de publicaciones y actividades polémicas que hace y recomienda en sus redes sociales.

La mujer de California publicó una imagen en la cual se encuentra completamente desnuda, boca arriba y con los pies agarrados por sus manos, apuntando al sol. La práctica, que ya la habíamos comentado hace varios días en este sitio, la denominó “Perineum Sunning”, traducido significa: tomar sol en el perineo.

En la publicación que realizó en octubre, la autoproclamada sanadora explicó que tomó esto como parte de su rutina diaria al despertar y que debido a la energía que le aporta dejó de tomar café, entre otros beneficios que según ella aportan y que detallaremos más abajo.

Meagan cuenta que está alrededor de cinco minutos como máximo haciendo esto, pero que con solo 30 segundos de sol en esta zona (que es el área entre el ano y la vagina) es suficiente. Además, indica que es el equivalente a pasar un día al sol completamente vestido.

“Esta es una práctica de cambio de juego tan simple, probalo y contame tu experiencia. Podés hacer esto en cualquier momento que salga el sol”, incentiva la californiana a sus seguidores. Y agrega que ella prefiere “temprano a la mañana”.

En su primera publicación al respecto detalla ciertos beneficios que notó a partir de implementar la práctica: “Oleadas de energía casi de inmediato; mejor sueño; mejor conexión con mi energía sexual y control de mi fuerza vital; mucha creatividad; atracción de mis deseos e intenciones con facilidad; atracción de las personas que están en la misma frecuencia y longitud de onda que yo”.

Luego, debido a su viralización y la gran cantidad de mensajes que recibió, junto a una entrevista de la cual fue protagonista, decidió hacer una segunda publicación con información más detallada al respecto, sostenida de algunos meses más de práctica.

Meagan escribe que “Perineum Sunning” es una antigua práctica taoísta que se originó en el Lejano Oriente. “En el taoísmo, el perineo (o Hui Yin) se llama la ‘puerta de la vida y la muerte’”, afirma, e indica que es una puerta de entrada donde la energía “entra y sale del cuerpo”.

Por otro lado, explica que “fortalece a los órganos”, que evita la “fuga chi o energía vital del cuerpo”, que la ayuda en una “libido saludable y una energía sexual equilibrada”, que colabora también en un mejor enfoque y estimulación mental y que regula la función hormonal en los órganos sexuales.

Además, explica que ya no confía en el café porque obtiene su energía del sol. “Lo recomendaría encarecidamente a cualquiera que busque una salud y bienestar óptimos y a aquellos que buscan conectarse con su energía sexual de manera equilibrada”, sugiere, y finaliza el posteo: “No se requiere protector solar, todo lo que realmente necesitás es 30 segundos de exposición al sol. Las horas ideales del día para hacer esto son entre las 7 y las 9 de la mañana”.

Los expertos no están de acuerdo con la tendencia

Hay que estar atentos ya que no todo lo que se viraliza quiere decir que sea verdad o que sea saludable. Algunos expertos en salud desestiman estas afirmaciones y explican porqué son infundadas.

"No corresponde tomar sol en una zona que, como nunca tomó, por supuesto es mucho más sensible que la que está acostumbra, como la cara y las manos que están expuestas siempre", explica a Con Bienestar Graciela Fuente, médica dermatóloga (M.P. 28.411).

La doctora está "totalmente en desacuerdo" con la práctica porque "no es una zona que necesite sol", a su criterio, no se debería realizar.

La poca información con la que se cuenta y las malas costumbres que hay hoy en día que pueden perjudicar la piel, está el hecho de tomar sol desde edades tempranas: "Los chicos no se pueden exponer al sol alegremente, el sol daña a todas las edades".

Además, Fuente explica que hay una discusión por la no formación de la vitamina D por el uso de protector solar, sin embargo, afirma: "Los dermatólogos preferimos que se protejan del sol y no tengan un cáncer de piel y que si eventualmente faltara vitamina D, se puede tomar por boca y no habrá ningún inconveniente".

Y continúa: "La piel es un órgano, de dos metros cuadrados, el órgano más grande que tiene el cuerpo humano y la gente no lo cuida. Si no tuviéramos piel no podríamos vivir ya que esta es la barrera que nos permite mantener nuestro medio interno, no podríamos hacer nada ya que nos protege del exterior".

Opinión internacional

"No hay evidencia de que tomar sol de esta manera tenga algún efecto sobre el bienestar físico", explicó la doctora Diana Gall del Doctor-4-U a Insider.

"Sí: practicar la atención plena y la meditación, y obtener su dosis de vitamina D, es beneficioso para la salud mental y física, pero no se necesita dañar la piel en el proceso por la exposición al sol".

La vitamina D se puede absorber de manera segura mientras se usa protector solar, no vale la pena exponerse de esa manera directamente y que “aumente el riesgo de cáncer de piel”, según indica la profesional.

El farmacéutico Shamir Patel, fundador de Chemist 4U, le dijo a Insider que, si bien la vitamina D es esencial para tener huesos, dientes y músculos sanos, existen formas mucho más fáciles que "exponer el perineo a la luz solar". También estuvo de acuerdo en que no había ningún beneficio en hacerlo.

"Un período prolongado de hacerlo podría provocar daños a largo plazo", explica Patel. En esta misma línea sugiere que hacer una larga caminata al sol es “mucho más beneficioso”, y si se necesita un impulso: “Tomar un suplemento es mucho más práctico que tomar el sol en el perineo”.

Las redes sociales pueden servir en muchos casos, pero en otros pueden ser contraproducentes. De ellas se toman por verdad muchas cosas sin ser argumentadas o justificadas por un especialista.

Para la doctora Stephanie Ooi, de la Clínica My Healthcare en Londres, este es un ejemplo “clásico de desinformación médica en las redes sociales que en algunos casos puede ser dañina o peligrosa", y agregó: "Por favor, no confíen en todo lo que lee en ellas, si tiene una pregunta médica, busquen el consejo de un médico, enfermera o profesional con las calificaciones pertinentes".

Si todavía no recibís las notificaciones de PRIMERA PLANA, mandanos un Whatsapp al 2477.506005 con la palabra ALTA y pasarás a formar parte de nuestra base de datos. ¿Más fácil? Hacé click en el siguiente enlace http://bit.ly/2tCrZxJ.