• muy nuboso
    23 de Mayo de 2022
cierran-comercios-minjpg

El impacto del COVID-19 en los comercios de nuestra ciudad

Por contagio o por contacto estrecho, fueron muchos los empleados que no pudieron asistir a sus espacios de trabajo, por lo que algunos locales comerciales se vieron obligados a reducir la atención o incluso, cerrar sus puertas.

Pasaron las fiestas y el brusco aumento de casos de COVID-19 en Pergamino afectó significativamente a los comercios e industrias locales.

El elevado porcentaje de positividad, sumado a que muchas personas se han ido de vacaciones y otras se retrotraen económicamente tras los gastos de diciembre, implicó un descenso en la circulación por las zonas comerciales de la ciudad y, en consecuencia, una baja en el consumo.

Sin embargo, la demanda se mantuvo en los comercios de alimentos, como almacenes, rotiserías y supermercados, pero en estos casos, la baja se vio en la cantidad de personal disponible.

El contagio masivo complicó la dinámica laboral de los pocos empleados que quedaron, mientras los trabajadores contagiados o aislados por contacto estrecho se vieron imposibilitados a asistir a sus respectivos empleos. Por lo tanto, los comerciantes tuvieron que mantener la atención al público en horarios reducidos o cerrar sus puertas.

Así lo confirmó Mariana García, presidenta de la Cámara de Comercio, Industria y Servicios de Pergamino, a PRIMERA PLANA, quién detalló que “sobre todo, la primer semana varios comercios han sido afectados por el tema del COVID en cuanto a personal, al punto que tuvieron que cerrar”.

Por el propio personal perjudicado por la enfermedad, desde la entidad aún no se ha llevado a cabo un relevamiento local sobre la cantidad de empleados ausentes por contagios en los negocios. No obstante, García informó que "los rubros que más pudimos ver afectados fueron los comercios de venta minorista, como los de indumentaria y también la parte alimentaria. Algunos supermercados se vieron implicados en esta situación, por tener el personal con COVID”.

Tal es el caso del hipermercado Carrefour, que la semana pasada concluyó la atención al público a las 17 horas. “Cerró sus puertas tres horas antes del horario de cierre habitual porque no tenía personal para cubrir las rotaciones”, informó la presidenta de la Cámara de Comercio.

Respecto al continuo incremento de casos de COVID-19, la comerciante manifestó su preocupación y precisó que “nosotros estamos siguiendo muy de cerca lo que va ocurriendo. Cuando cierran los comercios o cuando la gente se empieza a asustar por el tema de los contagios, esto tiene impacto en el consumo y baja la venta”.

Igualmente, expresó que “creemos que no van a haber más restricciones por la postura que tomó el gobierno de estar pensando en declararlo como una gripe común. Pero el tema de que se multipliquen los contagios, obviamente, afecta, porque la gente se asusta y deja de salir”.

Si todavía no recibís las noticias de PRIMERA PLANA en tu celular, hacé click en el siguiente enlace https://bit.ly/3ndYMzJ y pasarás a formar parte de nuestra base de datos para estar informado con todo lo que pasa en la ciudad y la región.