• cielo claro
    27° 4 de Abril de 2020
kobe-bryant-sabbatini-minjpg

El pergaminense fanático de Kobe Bryant que hasta le puso el nombre del basquetbolista a su perro

Cristian Sabbatini, apasionado de la NBA, repasó la historia de la estrella de Los Angeles Lakers que ayer perdió la vida en un accidente aéreo

El mundo del deporte quedó aturdido ayer cuando se conoció la muerte de la estrella de la NBA, Kobe Bryant, de 41 años. El deportista murió en un accidente aéreo, cuando viajaba con otras 8 personas en su helicóptero privado, que se desplomó sobre la ciudad de Calabasas, ubicada en el condado de Los Ángeles, California.

Tras el accidente, se produjo un incendio: el personal de emergencia respondió, pero se informó que nadie a bordo sobrevivió. El vuelo partió desde Orange County y tenía que llegar a El Monte, al Mamba -Black Mamba era su apodo- Academy, a observar un entrenamiento, pero en el camino sufrió el accidente. Una gran cantidad de deportistas de todo el mundo y de distintas disciplinas lamentaron el fallecimiento del basquetbolista que disputó 20 temporadas -desde 1996 hasta 2016- en la NBA, todas en Los Angeles Lakers.

El pergaminense Cristian Sabbatini, que es coach deportivo, pero se define como “un enfermo y apasionado Nº 1 del básquet, pero fundamentalmente de la NBA”, es fanático Kobe Bryant. Y lo es a tal punto que a uno de sus perros lo bautizó con ese nombre. “Kobe fue algo distinto más allá de que tomó el legado de Michael Jordan, el más grande jugador de la historia”, señaló. “Cuando salió del vientre de su madre -dijo- ya respiraba básquet. Nació en Filadelfia y al poco tiempo viajó a Italia, porque su papá jugaba en el Milano, un básquet comercial y él siempre contaba que lo primero que vio fue una pelota de básquet y a su padre en los entrenamientos”.

Cristian Sabbatini resumió que “el contexto y el entorno lo llevó a ser los que fue: un extraordinario y brillante jugador. Y quizás lo engrandeció más la pasión que tuvo de chico. Admiraba a Oscar Daniel Bezerra Schmidt, el brasileño que jugaba en Italia y que era figura en esos tiempos. Y su máximo ídolo fue Michael Jordan, de quien heredó el trono”. Ahora el indiscutido LeBron James, que “casualmente ayer (por el sábado) bate el récord y lo pasa a Kobe en el tercer puesto de la tabla general de goleadores históricos de la NBA. Por esa razón, ayer el nombre de Kobe Bryant se escuchó mucho”, indicó a PRIMERA PLANA.

Cristian siempre fue un fanático de Kobe Bryant porque “mi simpatía grande fue por Los Angeles Lakers. Comencé viendo la NBA cuando apenas llegaba a Pergamino por televisión, con los efectos de la globalización, en la década del ’80 y veíamos las finales Lakers-Boston Celtics, con Magic Johnson, mi primer ídolo”. Para el coach deportivo, Bryant “fue muy diferente. Uno de los jugadores más jóvenes de la historia en ingresar en la NBA, es decir pasó directamente del colegio secundario; lo eligió Charlotte Hornets y lo cambió por Vlade Divac, el serbio que era figura de los Lakers y jugó toda su carrera, los 20 años, en ese mismo equipo. Verlo jugar era magnífico. El famoso sobrenombre que tenía Black Mamba es en referencia a la serpiente venenosa, esa que en pocos segundos te liquida. El siempre tomaba los tiros ganadores en los últimos segundos. Hay videos grandísimos de sus definiciones, cuando se hacía cargo de los tiros finales en los momentos más clientes del partido”, subrayó.

Kobe Bryant “ganó títulos por doquier: cinco en la NBA, con los Angeles Lakers, los tres primeros años, de 2000 a 2002, formando el dúo dinámico con Shaquille O’Neal y en 2009 y 2010 ganándole la final a los Celtics, su clásico rival, en siete partidos y la temporada siguiente a Orlando Magic”, recordó. Otro hecho histórico es que “es el segundo jugador en la historia que más puntos metió en un partido: 81, a Toronto Raptors, en 2004. El día que se retira, a los 38 años, convierte 60 puntos y 28 en el último cuarto, algo impresionante”, dijo Cristian. Además, resaltó que “tiene dos anillos de oro en los Juegos Olímpicos, con el Dream Team". 

“Lo más importante más allá de sus condiciones como jugador y los títulos que logró, es el carisma que deja, el legado, ese cariño que tenía hacia sus compañeros, la admiración que tiene por el fútbol, por (Lionel) Messi, por Ronaldinho; era hincha del Barcelona, siempre lo dijo. Y tenía un cariño muy especial por los argentinos”, reveló a PRIMERA PLANA.

Cristian Sabbatini afirmó que “pasarán los años y se recordará por siempre. Le voy a contar a mis nietos que viví y disfrute la era de un tal Kobe Bryant”.

Si todavía no recibís las notificaciones de PRIMERA PLANA, mandanos un Whatsapp al 2477.506005 con la palabra ALTA y pasarás a formar parte de nuestra base de datos. ¿Más fácil? Hacé click en el siguiente enlace http://bit.ly/2tCrZxJ.